¿Cómo aprender los verbos irregulares en inglés?

26 Ene 2024 | 0 Comentarios

verbos irregulares en inglés

Que, a diferencia de lo que ocurre con la mayoría de los verbos en inglés, haya unos cuantos que no sigan el patrón de conjugación habitual, supone una traba de aprendizaje para muchos estudiantes.

Para colmo, muchos de ellos son de los más utilizados en el día a día, por lo que aprender los verbos irregulares se antoja imprescindible para poder dominar mínimamente la lengua anglosajona.

Es por eso por lo que hemos querido dedicar un artículo completo a repasar los principales verbos irregulares en inglés y a revisar algunas técnicas que faciliten su memorización y posterior utilización.

¿Qué son los verbos irregulares?

Se conoce por verbos irregulares a aquellos que no siguen las reglas de conjugación estándar del inglés.

En lugar de utilizar el sufijo “-ed” para formar el pasado y el participio pasado, estos verbos cambian su estructura interna. Por ejemplo, el verbo go se convierte en went en pasado y gone en participio pasado; dos variaciones que, como ves, no tienen nexo aparente alguno con el infinitivo.

Los ejemplos comunes de verbos irregulares incluyen be (am/is/are en presente, was/were en pasado), have (have/has en presente, had en pasado), y do (do/does en presente, did en pasado).

Estos no solo son habituales, sino que también son esenciales para la formación de tiempos verbales complejos y estructuras gramaticales en inglés, como los tiempos perfectos y la voz pasiva. Su correcto uso es, por lo tanto, fundamental para cualquier estudiante del idioma inglés.

Los verbos irregulares en inglés más importantes

Aunque existen alrededor de 200 verbos irregulares en inglés, no todos son igual de importantes ni utilizados. Veamos, pues, los 50 más usados en el día a día de los anglosajones:

  • Be (was/were, been)
  • Become (became, become)
  • Begin (began, begun)
  • Break (broke, broken)
  • Bring (brought, brought)
  • Build (built, built)
  • Buy (bought, bought)
  • Choose (chose, chosen)
  • Come (came, come)
  • Do (did, done)
  • Draw (drew, drawn)
  • Drink (drank, drunk)
  • Drive (drove, driven)
  • Eat (ate, eaten)
  • Fall (fell, fallen)
  • Feel (felt, felt)
  • Find (found, found)
  • Fly (flew, flown)
  • Forget (forgot, forgotten)
  • Get (got, gotten/got)
  • Give (gave, given)
  • Go (went, gone)
  • Grow (grew, grown)
  • Have (had, had)
  • Hear (heard, heard)
  • Keep (kept, kept)
  • Know (knew, known)
  • Leave (left, left)
  • Lend (lent, lent)
  • Let (let, let)
  • Lose (lost, lost)
  • Make (made, made)
  • Pay (paid, paid)
  • Put (put, put)
  • Read (read, read)
  • Ride (rode, ridden)
  • Ring (rang, rung)
  • Run (ran, run)
  • Say (said, said)
  • See (saw, seen)
  • Sell (sold, sold)
  • Send (sent, sent)
  • Show (showed, shown/showed)
  • Sing (sang, sung)
  • Sit (sat, sat)
  • Sleep (slept, slept)
  • Speak (spoke, spoken)
  • Take (took, taken)
  • Teach (taught, taught)
  • Tell (told, told)

Todos estos verbos irregulares forman parte del día a día de los anglosajones, por lo que deberás memorizarlos para seguir avanzando en el aprendizaje de la lengua de Shakespeare.

Métodos efectivos para aprender verbos irregulares

La mejor estrategia para aprenderse los verbos irregulares en inglés pasa por recurrir a las técnicas de memorización y a la práctica constante de esto s a través de ejercicios.

Técnicas de memorización de verbos irregulares

Una técnica útil es la agrupación de verbos irregulares por similitudes en sus formas. Por ejemplo, agrupar verbos que tienen la misma forma en el pasado y en el participio pasado, como find (found, found), ayuda a crear asociaciones mentales.

Otra técnica que ayuda bastante es el uso de tarjetas didácticas (flashcards), donde en un lado se escribe el verbo en presente y en el otro, sus formas irregulares. Esto fomenta la repetición y la prueba activa, facilitando la retención en la memoria a largo plazo.

Práctica a través de ejercicios

Como siempre solemos repetir a los alumnos de todos los niveles, la práctica regular de las diferentes lecciones del inglés es esencial para facilitar la memorización y asentarla.

Realizar ejercicios que impliquen completar frases, corregir errores en oraciones o redactar textos usando verbos irregulares, contribuye a solidificar el conocimiento.


Y es que está demostrado que la práctica constante en contextos variados ayuda a entender mejor el uso de estos verbos en situaciones reales.

Juegos y actividades lúdicas

Los juegos lingüísticos son otra herramienta excelente para aprender verbos irregulares de manera divertida y efectiva.

Juegos como el “bingo de verbos irregulares”, donde los jugadores deben reconocer y utilizar diferentes formas de verbos irregulares y crucigramas o sopas de letras diseñadas para aprender los verbos irregulares, además de hacer el aprendizaje mucho más ameno, ayudan a reforzar la memoria y la comprensión.

Por otro lado, la dramatización de situaciones en las que, por ejemplo, los protagonistas se vean obligados a usar los verbos irregulares, puede resultar de gran ayuda, al propiciar la práctica en un entorno dinámico y atractivo.

Constancia 

Independientemente de la estrategia de memorización de verbos irregulares que sigas, de lo que no hay duda es de la importancia que estos tienen en el aprendizaje del inglés. Y es que sin ellos resulta imposible poder comunicarse de manera efectiva y natural.

Si algo hemos aprendido a lo largo de nuestra dilatada trayectoria en la enseñanza del inglés, es en la importancia de mantener la motivación y el compromiso con el aprendizaje continuo del inglés.

Es por eso por lo que todos nuestros cursos están diseñados para que los estudiantes, sea cual sea su nivel de inglés, sientan un progreso constante que les anime a seguir aprendiendo.

Así que, si estás buscando mejorar tu inglés y dominar los verbos irregulares, te invitamos a explorar los cursos de inglés a distancia y clases presenciales en Valladolid que ofrecemos. Todos ellos impartidos por profesores experimentados en la enseñanza del inglés como segundo idioma, y enfocados para proporcionar una comprensión profunda del idioma y habilidades prácticas para su uso diario.

En Queen’s Gate School te acompañaremos en cada paso de tu viaje hacia la fluidez en inglés. Porque con los profesores, materiales y métodos idóneos, aprender inglés puede ser más fácil y divertido de lo que imaginas.

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *